Venezuela: Asamblea constituyente.

¿Desde cuando es éste el principio del fin, Capriles? ¿Desde cuando sabes como es el régimen, Maria Corina?. El 6 de Diciembre del año 2015, Venezuela tuvo la oportunidad de cambiar el rumbo, pero la egolatría y excesivo narcisismo de los dirigentes opositores, le dejó al gobierno venezolano en bandeja de plata toda facilidad de riendas a la gobernabilidad. El 14 de Enero del 2016 escribí, a propósito de las déspotas acciones de Henry Ramos Allup en el parlamento; "Está tan en usted, que ni siquiera mide sus consecuencias políticas; en el lenguaje de lo simbólico, de lo que la política se alimenta, usted acaba de pintarse de colonizador europeo, y ha mandado descolgar el cuadro de los dioses del sol y del rayo. ¿Cree usted señor Allup, que ahora su partido pueda ir a una elección?… al descolgar a Chávez se descolgó usted". Yo tengo la convicción, de que ésta batalla la perdieron aquel día, aquel día en que se abstuvo el Chavismo y votó la oposición.

La constituyente es, la ola de vuelta a las caras de la "resistencia". Irresponsabilidades apoteósicas, mes tras mes, día tras día, de una oposición que se empeña en negar al Chavismo en vez de traerlo a su casa. Pura especulación pura, ya sabían que perderían; Colombia, México y un montón de países más, ya sabían que la constituyente se instalaría, tanto así, que desconocieron resultados muchísimo antes de que éstos fuesen anunciados... por ahí leí, "el gobierno ya jugó su última carta", pero es que la oposición, y la derecha internacional también. ¿Que les queda ya?, ¿El loop de la protesta?. 

Aquel diciembre, tras elecciones también escribí, "los perros que siempre ladraron tienen ya el escenario para morder, pero no lo harán, porque en cambio se quedarán sentados del lado derecho e izquierdo de la cámara de diputados vulgarizando lo negativo del enemigo, cual vieja chismosa, gritándole al pueblo “¡Viste! ellos no te quieren”"... esa formula aquí siempre funcionó, siempre, dejen la ceguera, el gobierno Venezolano, una y otra vez, apelando al sentimentalismo, cual telenovela estelar, a tenido el escenario perfecto para insistirle al pueblo el "ellos no te quieren", y todo cabe allí, todo, desde una declaración de la fiscal general primero anunciada por Ramos Allup, hasta la sordera colectiva ante la crítica hacia la redacción de las preguntas hechas en un plebiscito ilegal. El Chavismo mutó del tal manera, que se convirtió en los medios de comunicación mismos. El Chavismo es televisión cualquiera, apela a rescatar al "pobrecito" y a repartir caramelos para la diabetes intelectual... y esa fórmula no fallará jamás, porque se le ha dado a la gente una razón para vivir, para luchar, para ejercerse como ciudadano. 

Hoy estoy seguro, el Venezolano contrario al régimen está más decepcionado que nunca, y creerá en este fraude como en ningún otro... pero mucho ojo, vivimos de especulación, de pensar que un millón de likes en Facebook es tener el soporte de todo un país, de agarrar "yo tengo un amigo que era Chavista y ya no lo es" como percepción de triunfo. El fuerte espíritu del Chavismo siempre ha sido la no injerencia, y la participación del pueblo. Con la constituyente se reforzaron, paralelamente ambas dos, con Almagro y el combo cínicamente parcial, y la premisa primera del cambio constitucional al que Nicolas Maduro hizo clarísima alusión "una constituyente obrera, de la gente". La izquierda no está en la calle cerrando vías, se organiza desde abajo y adentro, donde no los ve nadie, bajo una gran escuela Castrista, en los callejones oscuros donde la oposición teme existir.

Que nos quede pues algo bien claro... al chavista hay que verlo, y hay que traerlo a casa. No creo en fraude, está claro, bien pudieron mentir ante las elecciones parlamentarias, no lo hicieron, porque no tenían los números, y porque después pudieron negarla todo lo que quisieron, y pudieron negarla porque le dieron todas las herramientas para eso. Si tampoco hubiesen tenido los números este pasado 30 de Julio, hubiesen instalado su asamblea constituyente paralela, porque éste gobierno Madurista, sin democracia de por medio, y sin Chávez de policía, actúa así, si ganan ganan, y si pierden pierden, para ganar después. Y ojo, no solo la oposición vive de falsas percepciones, el denominado "Chavismo crítico" también vive de creer que son una gran parte del país. Y de percepción vive el país entero, donde aún hoy la gente no tiene certeza de si los dólares que designa el gobierno a las droguerías llegan y los desaparecen, un beneficio de duda que debilita toda posibilidad de transición gubernamental. Señores, de percepción vivimos, con un presidente que dice "yo podría construir, pero te pedi el apoyo y no me lo diste", y con la percepción se vota.

Que diferencia hubiese en esta batalla existido, si la MUD hubiese tomado de bandera la aberración del arco minero, no solo porque se vestían de lo que Hugo Chávez más defendió, si no porque hubiesen podido traer a voces verdaderamente desterradas y aplastadas por éste gobierno, y hubiesen pintado su fachada de justicia. Dicen hoy que éste es un escenario similar al plebiscito de Marcos Pérez Jimenez en 1957, ¿Será?, veremos pues, a la gente en la calle, a toda la gente tumbando a este gobierno. Malas noticias; no pasará. El chavismo no está desarmado ni internamente deteriorado, si no todo lo contrario, además cuenta con toda la fuerza armada, de la cual en 1992 surgió. Aunque cueste creerlo, en el poder no viven de puñaladas en la espalda como la MUD, basta con ver las declaraciones sincronizadas de todos, desde Cabello y los Rodriguez, hasta el jefe de la FANB.

Popular posts from this blog

Alejarse está bien...

An idea of climate change.

How life should be.